Los Cannabinoides y sus Efectos, THC, CBD, CBN, CBC, CBL, CBG y THCV

Bartolo Marihuana medicinal 09 Oct 2017 0 Comentarios
5/5 (1 votos)
Vamos a ver las propiedades y los efectos de los cannabinoides del cannabis. El THC, CBD, CBN, CBC, CBL, CBG y THCV son los principales componentes presentes en la marihuana y son los que analizaremos en este articulo.

Los cannabinoides, son los compuestos orgánicos que producen la inmensa mayoría de los efectos que la marihuana provoca en el cuerpo humano.

Las propiedades y efectos de los distintos cannabinoides son muy variados. Estos, tienen múltiples aplicaciones; destacando las medicinales y el uso lúdico.

De ahí que la marihuana sea una planta medicinal. Sin embargo, el cananbinoide más popular es el THC.



El THC al igual que el resto de cannabinoides tiene múltiples aplicaciones médicas y medicinales, pero si por algo es conocido es por sus efectos psicotrópicos. Ya sabes a que me refiero ;)

En cualquier caso en este artículo abordaremos en profundidad muchos otros cannabinoides como son el CBD, CBN, CBC, CBL, CBG y THCV. Estos cannabinoides, aunque son menos conocidos, tienen unas propiedades únicas, y producen unos efectos milagrosos. De ahí que en los últimos años la medicina convencional se haya interesado (y mucho) en estudiar sus propiedades y efectos.



Ciertos cannabinoides producen efectos antiinflamatorios, antidepresivos, antivómito y ansiolíticos, mientras que por su parte otros se centran en proteger y reparar el sistema nervioso. Siendo rigurosos, apenas hemos comenzado a decubrir el verdadero potencial de los cannabinoides.

Algunas enfermedades crónicas y degenerativas, así como ciertos tipos de cáncer parecen ser sensibles a los cannabinoides. Para el resto de enfermos de cáncer la marihuana también les concede algunos beneficios.

La presencia de los cannabinoides en la marihuana es variable y depende de diversos factores. En cualquier caso sabemos que la genética y las condiciones ambientales son las dos principales variables que influyen en una mayor o menor concentración. 



La mayor parte de los cannabinoides los encontramos en pequeños porcentajes. Las distintas combinaciones de cannabinoides, así como la presencia de terpenos y flavonoides dan lugar al amplio abanico de efectos y sensaciones en las distintas variedades de cannabis.

Vamos a comenzar a analizar cada cannabinoide en mas profundiad. Comenzaremos con los efectos del THC.

Tetrahidrocannabinol (THC)




También conocido como delta-9-tetrahidrocannabinol, es el más famoso de todos y además el principal responsable de que la marihuana sea psicoactiva. Sólido, oscuro y cristalino a bajas temperaturas, se vuelve pastoso y pegajoso conforme lo calentamos.

Prácticamente insoluble en agua, si que lo es grasas y alcoholes. De ahí que en ocasiones utilicemos alcohol etílico para hacer aceite de cannabis.

Desde hace muchísimo tiempo se sabe que el THC aumenta el apetito y la ingesta de alimentos. Una de las razones por las que muchos enfermos de cáncer fuman marihuana para contrarrestar los efectos secundarios de la quimioterapia.



Si a eso le sumamos que reduce las nauseas y vómitos, se convierte en el aliado perfecto. Yendo mucho más en algunos tipos de cáncer; siendo capaz de curarlos.

Al mismo tiempo también actúa como analgésico, antiinflamatorio, ansiolítico, antidepresor, relajante y reduciendo la fatiga. Por otra parte, y desde el punto de vista psicotrópico, altera las percepciones sensoriales de la vista, oído y olfato.

Otra de las propiedades del THC es que posee un poderoso efecto neuroprotector y estimula la creación de nuevas neuronas. Razón por la cual es un poderoso aliado en la lucha contra la enfermedad de Alzheimer, así como en otras patologías de tipo neurológico.

La medicina también utiliza el THC (entre otros) como broncodilatador; con la epilepsia y en el tratamiento del glaucoma. No puede ser un compuesto más polivalente.

El contenido de THC es variable en función de las variedades. Llegando en el caso de la cepa más potente del mundo a un 30%. 

Si bien es cierto que una sobredosis de THC no llega a ser letal, está demostrado que su consumo crónico tiene algunos inconvenientes. Las alteraciones de memoria son las más comunes.

En dosis altas puede producir desorientación, ansiedad, taquicardia y paranoia. Todas las personas con trastornos bipolares o esquizofrenia deberían de evitar el consumo de marihuana con altas concentraciones de THC.

Cannabidiol (CBD)



Este cannabinoide es el segundo más importante en cuanto a presencia e importancia en la planta de la marihuana. En contraposición al THC, éste no tiene ningún efecto psicoactivo.

Al igual que el THC es insoluble en agua, y soluble el grasas y alcoholes. Mostrándose a temperatura ambiente en forma sólida incolora y cristalina.



Tiene a su favor los múltiples beneficios medicinales que proporciona. En la inmensa mayoría de las variedades cultivadas actualmente la presencia de CBD es pequeña y siempre inferior a la THC.

Sin embargo ésto se debe en gran parte a que muchos de los cultivadores se suelen decantar por cepas con altos contenidos en THC. Al dejar de lado las variedades con predominancia de CDB, su difusión es menor.

En la actualidad y gracias a la selección genética es muy fácil el encontrar variedades con un alto contenido en CBD. Por regla general las cepas originarias de climas templados (por encima de la latitud 30º) del hemisferio norte tienden a ser ricas en CBD. 
   
El CBD es un antagonista del THC, por lo que en una ingesta conjunta de THC y CBD, el último anula en cierta medida la psicoactividad del primero. Al mismo tiempo veremos prolongados en el tiempo los efectos del THC. 

El CBD es utilizado medicinalmente (entre otros) como analgésico, antiinflamatorio, antidepresor, relajante muscular y antiepiléptico. Siendo empleado también para tratar la artritis, artrosis, psoriasis, alzheimer y esclerosis múltiple.

El CBD limita el avance de algunos cánceres (mama, próstata y colón). Evitando de forma eficaz la aparición de los mismos.

Cannabinol (CBN)



El CBN es el tercer cannabinoide más conocido y se encuentra presente en muy pequeños porcentajes; inferior al 1%. Suavemente psicoactivo, el efecto psicotrópico del CBN es muy inferior al del THC.

Su punto de ebullición es de 185º. A temperatura ambiente es un sólido cristalino carente de color.

Desde el punto de vista químico es un derivado del THC que se genera como consecuencia de su degradación por oxidación. De la misma forma que el THC y el CBD, prefiere mantenerse alejada del agua y es muy soluble en grasas y alcoholes.



El CBN actúa como relajante y reduce la ansiedad. Variedades con altos contenidos en CBN son ideales para ayudar a conciliar el sueño; en especial para aquellos que padecen de insomnio.  

Recientes estudios han demostrado que el CBN tiene un gran potencial para paliar el dolor crónico. De la misma manera parece ser eficaz en el tratamiento de la esclerosis múltiple, parkinson y fribromialgia.

Anteriormente os he dicho que el CBN es producto de la degradación del THC. Atendiendo a su naturaleza es posible condicionar a una determinada planta para que el nivel de CBN aumente significativamente.

Basta con retrasar un poco la cosecha para que parte del THC se transforme en CBN. El aire y la luz ultravioleta harán el resto.
   
En vez de cosechar cuando los tricomas luzcan un color blanco pálido, esperaremos a que dejen ver un poco más oscuros. Otra posibilidad es dejar los cogollos más expuestos a más aire durante el secado y el curado; esas flores tendrán niveles más altos de CBN.

Cannabicromeno (CBC)



Este cannabinoide de nombre impronunciable es un compuesto raro, poco conocido y nada psicoactivo. Química y estructuralmente similar a THC, CBD y CBN. 

Presente en la marihuana en pequeños porcentajes. Su punto de ebullición está en los 220º.

Estudios realizados en los años setenta dictaminaron que las cepas originarías de la India contienen porcentajes increíblemente altos de CBC. Investigaciones más contemporáneas han demostrado que las plantas jóvenes de marihuana tienen contenidos más altos de CBC.

De la misma manera que la oxidación del THC da como resultado CBN, el CBC se degrada con luz y calor dando lugar a CBL. Curiosa forma de transformación la de estos cannabioides.



Desde el punto de vista terapeútico y medicinal el CBC tiene principalmente un efecto antiinflamatorio, analgésico, antitumoral y antidepresor. En algunos de estos casos es incluso más efectivo que el THC y el CBD.   

También se a comprobado que estimula el crecimiento de los huesos y ayuda a conciliar el sueño. Siendo igualmente muy eficaz para el tratamiento del acné.

Pero si por algo destaca este cannabinoide es por su potencial neuroprotector y eficaz lucha contra el cáncer. Se ha mostrado muy efectivo debilitando el cáncer de mama y el colorectal.

A la vista de lo expuesto podéis comprobar como el CBC es un cannabinoide multiusos. En cualquier caso los múltiples estudios que se están realizando en la actualidad apuntan a que ésto sólo es la punta del iceberg. 

Cannabiciclol (CBL)



El CBL es un cannabinoide no psicoactivo presente en la planta del cananbis poco común. El Cannabiciclol también es conocido como CBP.



Con una forma molecular muy similar a la de otros cannabinoides, el CBL es consecuencia directa de la degradación del CBC. Los escasos estudios que se han realizado intentando darle aplicaciones médicas no han dado resultado alguno.

Como anécdota puedo deciros que hace algún tiempo en una antigua tumba china datada en el 2700 antes de Cristo fueron hallados restos de cannabis. La presencia de THC y otros cannabinoides era meramente testimonial, sin embargo el porcentaje de CBL y CBN eran particularmente altos.

Como ya hemos dicho antes el CBL se deriva del CBC y el CBN del THC. Lo más curioso no es que el THC y CBC se oxidaran después de todos esos años, lo que realmente llama la atención es la longevidad y persistencia del CBL y el CBN.

Cannabigerol (CBG)



Este cannabinoide no psicoactivo es posible encontrarlo en algunas plantas de marihuana; siempre en pequeñas cantidades. Es quizás el canabinoide que menos predomina en el cannabis.

Para ser más concreto os puedo decir que el cáñamo textil concentra cantidades mucho más grandes de CBG que la marihuana rica en THC.
Sin embargo el CBG como tal es una sustancia alegal.



Si por algo destaca este cannabinoide es fundamentalmente por su acción antibacteriana. También reduce la coagulación de la sangre y la presión intraocular que ocasiona el glaucoma.

Siendo igualmente válido como antiinflamatorio, antitumoral y antimetastáico. El CBG tiene efectos antidepresivos y es muy eficaz aliviando los dolores neuropáticos; más eficaz que el CBD.

Siendo de la misma forma muy útil como neuroprotector. Especialmente en el caso de las personas afectadas por esclerosis múltiple.   

Varios estudios han probado que es válido para el tratamiento de varios tipos de cáncer. Destacando con el de mama, colon, pulmón e higado.

Sólo unas pocas variedades podemos encontrar niveles significativamente más altos de CBG.  En cualquier caso si el interés de los cutivadores y la ciencia hacía este compuesto aumentan, los bancos de semillas no tardarán en dar respuesta a esta demanda.

Tetrahidrocannabivarina (THCV)



Como su propio nombre nos indica este compuesto es muy parecido al THC. Sin embargo los efectos que provoca son diferentes.

De la misma forma que en THC´el THCV es psicoactivo. Una ingesta simultánea de THC y THCV exponencia los efectos del THC y a la vez reduce su duración a la mitad de tiempo.



Se encuentra presente en la mayoría de las variedades de marihuana que proceden de África y en algunas de Asia. Las cepas que crecen a gran altitud están más expuestas a los rayos ultravioleta, y éstos estimulan la producción de THCV.  

Dentro de la variedades más populares hay una que genera un alto porcentaje de THCV. Se trata de la Moby Dick de Dinafem; una cepa espectacular. 

El THCV tiene una temperatura de evaporación por debajo de los 220º. Este cannabinoide es muy soluble en grasas y alcoholes.

El THCV disminuye el apetito y de esa forma ayuda a adelgazar. Desde un punto de vista extrictamente medicinal el THCV es útil como analgésico, antiepiléptico, tratar la diabetes (tipo 2) y ayudar al desarrollo de los huesos

De la misma forma que otros cannabinoides el THCV parce ser muy útil para paliar los desordenes causados por enfermedades neurológicas. En este caso el THCV se ha demostrado útil para paliar la enfermedad de Alzheimer

Éstos son los principales cannabinoides presentes en la marihuana; junto con sus efectos. Como habéis podido ver muchos otros cannabinoides ademas del tan conocido THC y cada uno tiene sus beneficios.



CBD, CBN, CBC, CBL, CBG y THCV acompañan al THC, resultando tener la marihuana unas variadas aplicaciones terapéuticas y medicinales. Así pues, esta planta maravillosa que la madre naturaleza puso a nuestro alcance, demuestra día a día que tiene muchas más aplicaciones de las que podamos imaginar.  

Opiniones


Notificarme de nuevos comentarios.
Cancelar
Dejar opinion

Notificarme de nuevos comentarios.
Cancelar
x

Suscribete al boletin semanal.

Recibe los nuevos articulos en tu correo.